Finaliza la Copa de España de 420 celebrada en el Real Club Náutico de San Sebastián con 4 embarcaciones cántabras representando a la Federación Cántabra de Vela

Finaliza la Copa de España de 420 celebrada en el Real Club Náutico de San Sebastián con 4 embarcaciones cántabras representando a la Federación Cántabra de Vela

 

 

4 embarcaciones cántabras han acudido a San Sebastián este fin de semana para participar en la Copa de España de la clase 420. El equipo formado por César Vega/Vidal de la Torre, Marcos Hurtado y Álvaro Fernández, Daisuke Hattori y José Manuel Rebollo y Lola Fernández y Carmen Gómez acudieron acompañados de Santiago García Villaverde.

El jueves 1 de noviembre dio comienzo la Copa de España. A lo largo del día los participantes fueron confirmando las inscripciones una vez pasaban los requisitos de medición. Tras más de 10h finalizaban con 96 embarcaciones inscritas y 24 entrenadores acreditados. La flota estaba compuesta por tripulaciones de Galicia, Cantabria, Canarias, Andalucia, Murcia, Valencia, Baleares, Cataluña, Portugal, Alemania y País Vasco.
A las 20h regatistas, entrenadores, organización, voluntarios y padres eran recibidos en el Salón de Plenos del Ayuntamiento por el concejal de deportes Martín Ibabe y la vicepresidenta del Real Club Náutico de San Sebastián Elena Ciriza. Tras unas palabras de bienvenida y un aurresku se dio por inaugurada la Copa.
El viernes 2 de noviembre, a primera hora de la mañana se hacían los barcos a la mar. Sabíamos de antemano que sería un día largo porque según los partes meteorológicos tendríamos las mejores condiciones para regatear, y así fue. La flota se dividía en dos, según el ranking nacional, debido al gran número de participantes. Se hicieron 3 pruebas para cada tanda. Comenzamos el día con 10 nudos del nornordeste para las primeras pruebas, con la caída del sol el viento fue también amainando hasta los 6 nudos del norte. Los últimos barcos entraban en la bahía con los últimos destellos de luz, pero con la satisfacción del trabajo bien realizado.
Esa misma noche, a las 20h30 hubo una cena para todos los regatistas, entrenadores, organización y voluntarios, en la que a pesar del cansancio acumulado comentaron todas las peripecias del día.
El sábado 3 de noviembre, la organización soltó amarras poco después del amanecer para, una vez más con los partes de poco viento en la mano, intentar hacer alguna prueba. Al mediodía se hizo la bandera delta que indica que las tripulaciones pueden dirigirse al campo de regatas para comenzar las pruebas del día. A las 16h se daba por fin la salida al grupo amarillo y diez minutos más tarde al grupo azul, con unos ligeros 5 nudos del nordeste. Y no hubo opción a realizar más pruebas.
Con un total de cuatro pruebas ya finalizadas, se vuelve a dividir la flota en dos grupos según la clasificación general. El grupo oro está formado por los mejores y el grupo plata por los segundos.
Por fin llegó el domingo 4 de noviembre, día programado para las finales de la copa. Con los nervios a flor de piel, y con aviso amarillo por riesgo marítimo costero de impacto en costa, todos nuestros navegantes madrugaron para aprovechar las primeras horas porque la mar iba arreciando a lo largo del día. A las 11 de la mañana se dio la salida de la primera prueba del grupo oro con 8 nudos de intensidad del sudeste. A medida que subía la mar bajaba la intensidad del viento. La segunda prueba fue con 6 nudos y un importante role a la izquierda hasta el estenordeste. Se intentó hacer una tercera prueba, pero Eolo no quiso colaborar, con lo que dimos por finalizado el campeonato.

Enlace a fotografías:

https://www.dropbox.com/sh/ruf449xm6z6ndgr/AABInSsQDjVSTK80_Yn8Qsgea?dl=0